Mayúsculas innecesarias


 

Mayúsculas innecesarias

En este caso trataremos de las mayúsculas innecesarias, en la actualidad la mayor parte de las confusiones en este terreno provienen de la influencia del inglés, el cual registra un uso más amplio de las mayúsculas.

• Se escribe mayúscula inicial tras punto seguido, punto aparte, inicio de una oración, luego del cierre de los signos de interrogación y de exclamación, así como después de los puntos suspensivos cuando estos cierran un enunciado.

• Los nombres propios.

De persona, animal y cosa singularizada: Laura, Platero; y los apellidos: García, Mendoza

Los sobrenombres, apodos y seudónimos: Manuel Benítez, el Cordobés; Alfonso X el Sabio.

Los nombres abstractos personificados, utilizados alegóricamente: la Muerte, la Esperanza, el Mal.

Los nombres de divinidades: Jehová, Alá, Afrodita.

Los nombres propios geográficos (continentes, países, ciudades, comarcas, mares, ríos, etc.): América, Lima, las Alpujarras.

Los sustantivos y adjetivos que forman parte del nombre de determinadas zonas geográficas que se conciben como áreas geopolíticas con características comunes: Occidente, Cono Sur, Hispanoamérica.

 

mayusculas innecesarias

 
Foto: bighardware.es

 

Los nombres de galaxias, constelaciones, estrellas, planetas y satélites: la Vía Láctea, la Estrella Polar. Las palabras Sol y Luna solo suelen escribirse con mayúscula inicial en textos científicos de temática astronómica, en los que designan los respectivos astros pero con minúscula en el resto de sus acepciones: El avión tomó tierra.

Los nombres de los cuatro puntos cardinales (Norte, Sur, Este, Oeste) y de los puntos del horizonte (Noroeste, Sudeste, etc.), pero cuando están usados en sentidos derivados y se refieren a la orientación se escribirán en minúscula: el sur de Europa, el noroeste de la ciudad, el viento norte.

Los sustantivos y adjetivos que componen el nombre de entidades, organismos, departamentos o divisiones administrativas, edificios, monumentos, establecimientos públicos, partidos políticos, etc.: el Ministerio de Hacienda, la Casa Rosada, la Biblioteca Nacional, el Museo de Bellas Artes.

• El empleo de la mayúscula no exime de poner la tilde cuando así lo exijan las reglas de acentuación: ÁFRICA y África. Solo las siglas no llevan nunca tilde: CIA (del ingl. Central Intelligence Agency).

• Se utiliza la escritura en mayúsculas con el fin de destacar determinadas frases o palabras dentro de un escrito, como los títulos de libros; las cabeceras de diarios y revistas como EL UNIVERSAL; las inscripciones en lápidas y monumentos; en textos jurídicos y administrativos —decretos, sentencias, bandos, edictos, certificados o instancias—, el verbo o verbos que presentan el objetivo fundamental del documento: CERTIFICA, EXPONE, SOLICITA; en textos de los carteles de aviso: PROHIBIDO EL PASO.




Comentarios (0)

No hay comentarios escritos aquí

Deja tus comentarios

  1. Al enviar comentario, manifiestas que conoces nuestra política de privacidad
Archivos adjuntos (0 / 3)
Compartir su ubicación

Te puede interesar

CursosCursosCursos de formación, escritura creativa.
Concursos LiterariosConcursos Literarios España y Latinoamérica
librosLibros Publicíta tus libros
BiografíasBiografíasBiografías de escritores.
Recursos para escritoresRecursosRecursos para escritores
¿buscas editor?Publicar¿Deseas publicar?
AsesoríaAsesoríaAsesoría literaria. Informes, Correcciones

Cursos

banner cursos escritores org v

Asesoría

banner escritores asesoria v2

Datos de contacto

Escritores.org

CIF:  B61195087

  • Email: info@escritores.org
  • Web: www.escritores.org
  • © 1996 - 2022