Ciudades imaginarias

No todas las obras literarias están ambientadas en ciudades reales, la localización espacial de muchas obras literarias es un país, ciudad, isla, universo o reino imaginario creado por el autor/a.
Leopoldo Alas Clarín se inventó Vetusta para localizar la historia de La Regenta, la ciudad estaba inspirada en Oviedo

 

ciudades imaginarias

 

Italo Calvino ideó en su libro Las ciudades invisibles, publicado en 1972, ciudades fantásticas que son contadas por el viajero Marco Polo al rey de los tártaros Kublai Kan.

El uruguayo Juan Carlos Onetti situó sus novelas en una imaginaria Santa María, que era una visión libre basado en su Montevideo natal, y apareció por primera vez en el cuento La casa de arena, después en La vida breve, y en Dejemos hablar al viento.

Sin  duda, el pueblo más conocido de entre los ficticios, es Macondo, creado por Gabriel García Márquez en Cien años de soledad.
Según la leyenda que creó el propio autor, la fundó José Arcadio Buendía a orillas de un río. Esta ciudad literaria acabó convirtiéndose en real, ya que en 2004 se decidió cambiar el nombre original de Arataca, la ciudad natal de García Márquez, por el de de Macondo para reactivar su economía.

 

ciudades imaginarias

 

Stephen King situó gran parte de sus obras en Castle Rock, la ciudad apareció por primera vez en 1979, en la novela The Dead Zone.

El escritor H.P. Lovecraft ubicó la mayor parte de sus relatos en la ciudad de Arkham, en Nueva Inglaterra, Massachusetts, Estados Unidos. Aunque nunca se ha hallado el lugar físico en concreto, se ha identificado con la ciudad real de Salem.

 

ciudades imaginarias

 

No podemos olvidarnos de uno de los emplazamientos imaginarios míticos: Wonderland, de Alicia en el país de las maravillas. Es el lugar al que llega el mítico personaje creado por Lewis Carroll, Alicia, tras caer en el agujero de la madriguera del Conejo Blanco.

En Utopía, de Tomas Moro, aparece otra ciudad que no ha existido más que en  la realidad de la imaginación. Amaurota, cuyo nombre significa “sin muros”, es la capital de la isla. Rafael Hitlodeo, protagonista del libro, cuenta cómo navegó hasta una isla llamada Utopía.

Umberto Eco creó Pndapetzim en la novela Baudolino, un lugar en el que todos los habitantes eran monstruos humanoides del bestiario medieval.

 

ciudades imaginarias

 

Como la realidad siempre supera la ficción, Google Maps mostraba en sus mapas,  hace un tiempo, una ciudad que supuestamente se encontraba en Lancashire, Inglaterra, pero en esa localización no había más que campo.

 

 

 

 



Comentarios (0)

No hay comentarios escritos aquí

Deja tus comentarios

  1. Publicar comentario como invitado.
Archivos adjuntos (0 / 3)
Compartir su ubicación

Te puede interesar

CursosCursosCursos de formación, escritura creativa.
Concursos LiterariosConcursos Literarios España y Latinoamérica
librosLibros Publicíta tus libros
BiografíasBiografíasBiografías de escritores.
Recursos para escritoresRecursosRecursos para escritores
¿buscas editor?Publicar¿Deseas publicar?
AsesoríaAsesoríaAsesoría literaria. Informes, Correcciones

Cursos

banner cursos escritores org v

Asesoría

banner escritores asesoria v2

Datos de contacto

Escritores.org

CIF:  B61195087

  • Email: info@escritores.org
  • Web: www.escritores.org
  • © 1996 - 2020