Hospital Central

  • Autor: Sheina Lee Leoni
  • Biografía Autor: Sheina Lee Leoni Handel
  • Género: Literatura y Novela
  • ISBN: B07F5MNHDG
  • Nº Páginas: 160
  • Formato eBook: PDF
  • Año: 2018

El Doctor Clark Souto subió de a dos los escalones que lo llevarían a la entrada de la vivienda que compartía con su amigo Salvador Subía. Abrió la puerta de golpe y saludó a los gritos, asustando al hombre que tomaba un café atento un programa radial. -¡Carajo! –exclamó este. ¿Acaso te has vuelto loco? ¡Me has dado un susto de muerte! -Jajajaja –Lo siento mucho, es que estoy muy feliz. Acabo de obtener el mayor puntaje en el concurso de Jefe del pabellón en Urgencias del Hospital Central, y eso implica que….comienzo mi trabajo en veinticuatro horas-acabó Clark tirando el papel con el nombramiento al aire. -¡Felicidades!-Hubieras empezado por allí-lo abrazó su amigo. -No me diste tiempo-sonrió abiertamente. ¡Ahora llama a Brian y vamos a festejar, yo pago la cena!-anunció mencionando al novio de su amigo. -Me temo que solo iremos los dos-susurró Salvador. Brian tiene una recepción importante con su madre y no podrá venir hoy. -¿Tú no lo acompañas? -Sabes que ella solo acepta que su hijo sea Gay siempre y cuando no lo mencione delante de sus amistades. -Vaya por la Diputada Ansúa, ¡está todo bien con los demás, pero no en su propio hijo! -No eres quien para objetar .Tampoco has salido en tu empleo, e imagino que menos ahora. -Es verdad, pero tampoco hago alarde de algo que no soy-enrojece Clark. A nadie le interesa mi orientación sexual, no soy persona pública. .Además, dicen que el Doctor Abraham, Director Técnico del Hospital es muy homofóbico. Por el momento es mejor callar, el Hospital Central es uno de los mejores que hay en la ciudad, y pagan excelentemente... -Entiendo-respondió su amigo. Por suerte, yo trabajo solo, termino mis proyectos y los presento en las Agencias, tengo poco contacto con la gente. El ser diseñador gráfico tiene sus ventajas .De cualquier forma, no creo poder vivir como ustedes, eternamente en el closet. -¡No estoy en el closet! Simplemente, con quien duermo es algo privado- exclamó Clark comenzado a enojarse... -Como digas. Ahora vamos de una vez, tengo hambre-insistió Salvador dejando de lado el engorroso tema. -De acuerdo, tú eliges el lugar. Pero que sea algo de “clase”, propio de mi nueva jerarquía-bromeó Clark. -Vaya, como estamos -sonrió Salvador tomando su chaqueta, mientras el médico abría la puerta de calle.

0.0/5 valoración 0 votos

Deja un comentario

Estás comentando como invitado.

El envío de comentarios está sujeto a los siguientes Términos de uso.